Espiando en el cuarto de la bella hermanastra mientras se cambia de ropa

50.00%
50%

Travieso chico anda siempre molestando a la preciosa hermanastra, mayor que él, que está harta del niñato pajillero. Un día mientras ella se cambiaba de ropa en su habitación, ajena a los ojos salidos y mirones del chico que estaba encandilado observando las maravillosas nalgas de la jovencita que sobresalían de sus sexys braguitas. Cuando ella se dio cuenta de que alguien la obervaba se giró sobresaltada y lo primero que le salí fue maldecir al cabrón del hermanastro por pervertido. Pero cuando se empezó a fijar en la enorme polla que tenía el chico su coñito se hizo agua. Se le pasó el cabreo y activo el modo zorrita, se acercó al chico y le agarro por los huevos. Luego sin mediar palabra la preciosa chica empieza a chupar ese rico y gran pene hasta dejarle los huevos bien secos.